Lof Lafken Winkul Mapu, orgullo de ser mapuche

Escrito por el 5 septiembre, 2020

Este lunes un grupo de terratenientes quiso amedrentar a los tiros a miembros de la comunidad mapuche Lof Lafken Winkul Mapu. Estos hechos son la consecuencia de una campaña racista y discriminadora de los medios hegemónicos de Bariloche, que a su vez dieron pie al fascismo de cierto sector de la población no mapuche para organizar la llamada “marcha patriótica”. En Enredando Las Mañanas mantuvimos una conversación telefónica con Coiwe, integrante de la comunidad, para entender el contexto que se está viviendo en el territorio, los amedrentamientos constantes y el hostigamiento, que no es nuevo, sino desde siempre. “No hay mal que por bien no venga, porque a pesar de que el sábado haya una organización winka que quería venir a atacarnos, llegó gente ahora que va a seguir estando y se despertó. Llegó gente que dice ‘A mi me sacaron el territorio, yo vivía allá y me quemaron mi casa’; eso se llama reconstrucción, y eso el lo que alentamos nosotros”, expresó. Por RNMA.

La Comunidad Lafken Winkul Mapu se encuentra en la zona de la comunidad rural de Villa Mascardi, a unos 35 kilómetros de la ciudad de San Carlos de Bariloche (Río Negro), al costado de la Ruta Nacional 40. Es al suroeste de la provincia de Río Negro. Desde hace unos años la comunidad mapuche decidió establecerse en tierras fiscales para recuperar sus territorios. Cabe recordar que en el marco de un operativo de desalojo el 23 de noviembre de 2017 el grupo “Albatros” de la Prefectura Naval Argentina enviado por el gobierno de Cambiemos, ingresó a la comunidad y asesinó por la espalda al joven mapuche Rafael Nahuel.

Desde hace semanas la comunidad es víctima de una campaña de criminalización en su contra por parte de los medios de comunicación hegemónicos. El sábado último se realizó un llamado “Banderazo patriótico” bajo la consigna “En defensa de la propiedad privada”. Así fue que vecinos indignados se movilizaron en camionetas hasta Villa Mascardi, cortaron la ruta para realizar el banderazo, y “sacar a los mapuches”, como ellos sostenían en sus carteles.
Desde el Ministerio de Seguridad de la Nación, a cargo de Sabina Frederic, se impulsó una denuncia ante la fiscal federal de Bariloche, Silvia Litle, para que investigue si en este banderazo se cometieron los delitos de instigación a la cometer delitos, apología del crimen y asociación ilícita. Este lunes, además, desde la comunidad se denunció a un grupo de personas no identificadas que dispararon desde un móvil y una casa pertenecientes a un terrateniente de apellido Frutos, en un conflicto en el cual hay intereses inmobiliarios en el medio.

En diálogo con Enredando las Mañanas, Coiwe, integrante de la comunidad, relató: “la persecusión empezó hace un mes y medio. Llegó gente de Nación, Gabriel Fucks, queriendo escuchar la posición que tenía la comunidad. Nosotros no estamos en realidad para hablar con los huinka, pero nos sentimos capacitados cómo está la situación. Después, al otro día, salió la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, repudiando el encuentro que se realizó. Después salió el terrateniente Diego Frutos repudiando también. Y dice que a él le prendieron fuego su casa. Desde ese momento empieza todo este circo mediático y persecusión política y judicial hacia la comunidad. El terrateniente sale por los medios llorando, cuando desde la comunidad nunca se le hizo nada a él. Tampoco hay ninguna prueba de que nosotros hayamos hecho algo. También dijo que nosotros le hemos arrojado piedras, cuando él es custodiado por dos camionetas de la policía provincial de la Comisaría 42. Y siempre pasan filmándonos y grabándonos”.

En esa línea, considera que son los “montajes” de este terrateniente los que movilizan a los sectores racistas de la población de Bariloche: “es gente de clase alta, y también gente que se moviliza contra el gobierno por el tema de la cuarentena, contra la reforma judicial. El jueves se realizó una marcha contra el gatillo fácil hasta el centro cívico de Bariloche y estaba este grupo, que también los atacó. Es un tema grande. Se la agarraron con nosotros, pero más que nada ellos están en contra del gobierno nacional. Y ahí quedamos nosotros metidos en el medio”, interpretó.

Con respecto al ataque que recibió la comunidad el lunes pasado: “el lunes vinieron a dispararnos desde autos de civil, contra los peñis que estaban haciendo control territorial. Después de una hora volvieron, portando armas de fuego y disparando hacia el lof. Eso es algo que pasó ahora, pero nosotros venimos sufriendo un constante hostigamiento, donde disparan, nos gritan, y luego salen llorando por los medios. Pero nosotros no nos victimizamos. Nosotros estamos acá trabajando en el territorio, y el que quiera entrar usamos la autodefensa. Y nosotros vamos a seguir en nuestro lof, en nuestra ruca, con nuestros animales y nuestra siembra. A eso nos encaminamos nosotros”, explicó.

En la misma línea, remarcó: “acá hubo un accidente hace poco en un centro clandestino de esquí. Y no trascendió nacionalmente. Y ahí uno se da cuenta de la dimensión del capitalismo. Creo que es un tenista, es el que está ahí encargado. Esto es un movimiento mucho por plata. Y la siguen agitando todos los días, los diarios locales, como el Diario Río Negro, Bariloche 2000, Canal 6. Son todos los trabajadores del Grupo Clarín. Ellos le dicen a la gente lo que ellos quieren. Y después está el Diario El Cordillerano que tiene un acercamiento con el terrateniente Frutos, que es a su vez inversor de cadenas de supermercados”.

Sobre el intento de la campaña mediática de la zona para generar divergencias entre las comunidades mapuche de la localidad, Coiwe reflexionó: “nos tratan de atacar de todas las formas posibles. En realidad hay una sola comunidad por acá que tiene manejos con Parques Nacionales, que nosotros no la reconocemos, que se encargan de tener cabañas de turismo, lucrar con eso y se ponen el nombre mapuche para lucrar, y se reparten 50 y 50 con Parques Nacionales. Es el tipo de manejos que quieren ponernos a nosotros. Y nosotros dijimos que no. Nosotros tenemos nuestras manos, tenemos nuestra sabiduría, podemos tener animales y ser autónomos. Después, el resto de las comunidades nos apoyan. El sábado se acercaron todas las comunidades cercanas. Si el sábado no hubiera estado el problema del Corona Virus hubiéramos sido miles”.

Asimismo, a pesar del ataque recibido, valoró positivamente el apoyo recibido de habitantes de Bariloche: “se acercó mucha gente de los barrios pobres, los barrios altos, que no se reconocen mapuche por todo lo que pasó estos años. Entonces, toda esa gente que se acercó, conocida de Rafita Nahuel, llegaron a compartir y preguntar. Y eso es un avance para nosotros, porque la gente se está despertando. Nosotros decimos que la vergüenza no es ser mapuche. La vergüenza es a lo que nos expusieron ellos: vivir en la ciudad, con una vida drogada y alcoholizada. “No hay mal que por bien no venga, porque a pesar de que el sábado haya una organización winka que quería venir a atacarnos, llegó gente que ahora que va a seguir estando y se despertó. Llegó gente que dice ‘A mi me sacaron el territorio, yo vivía allá y me quemaron mi casa’. Eso se llama reconstrucción, y eso lo que alentamos nosotros. Muy contentos por eso”.

Finalmente, remarcó: “nosotros no vamos a retroceder, no nos vamos a ir. Nos amenazan con desalojo, y el desalojo ya fue, cuando mataron a Rafael. Si quieren hacer otro desalojo, por supuesto que va a ser violento, porque nosotros vamos a resistir, y si tenemos que morir acá, orgullosos vamos a estar. Nosotros vemos a la vida y la muerte de otra forma. Tenemos nuestra cosmovisión. Nosotros en el territorio vamos a seguir estando”, finalizó.

Para escuchar el audio completo:


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Emisión radio RNMA

La comunicación no es mercancia

Canción actual

Título

Artista

Radios RNMA

Background