Neuquén al borde del colapso sanitario

Escrito por el 11 septiembre, 2020

Día tras día los números de personas infectadas en Neuquén, al igual que en el resto del país, se multiplican. Al tiempo que el gobierno habilita actividades comerciales para quedar bien con el empresariado, el sistema de salud y fundamentalmente sus trabajadorxs no dan abasto y hasta son perseguidxs por denunciar las condiciones en que se encuentran. Julieta Katcoff detalló a El Zumbido la gravedad de la situación.

La trabajadora del Hospital Castro Rendón y referenta de la Secretaría de las Mujeres de ese nosocomio, Julieta Katcoff, dijo a El Zumbido que “estamos en una situación sumamente compleja de los sistemas de salud a nivel nacional y el sistema de salud de Neuquén no es la excepción a lo que viene pasando en el resto del país”. Detalló que “la semana pasada copó todos los medios de comunicación la situación sanitaria de la provincia vecina de Río Negro, en donde se llegó al punto límite de empezar a elaborar protocolos en función de los escasos recursos que se tienen, y en ese sentido la provincia de Neuquén no es la excepción, sino que por el contrario muchos de los pacientes de la provincia vecina terminan siendo derivados para la atención acá en la provincia de Neuquén”.

“Más allá de que las autoridades, tanto el gobernador como la ministra o los directores de zona de los distintos hospitales, afirmen que el colapso del  sistema de salud aún no llegó, la realidad es que no pueden obviar que los servicios comienzan a resentirse, que se encuentran estresados y que la organización sanitaria que se preveía en un primer momento de esta pandemia es un desastre”, subrayó: “hoy por hoy ya se habla del 90% de la disponibilidad de las camas de terapia intensiva o con asistencias respiratorias mecánicas ocupadas, hablamos de una provincia donde en el último mes se triplicó la ocupación de las camas, sobre todo por esta circulación comunitaria que hoy tenemos en algunas localidades de la provincia, pero también se incrementaron muchísimos los casos ambulatorios, aquellas personas que en este momento están cursando la enfermedad en sus domicilios y también las internaciones con cuadros moderados que serían en los espacios como el espacio Duam o en salas generales o intermedia”. La trabajadora de saludo sostuvo que “la totalidad de los casos activos es cerca de dos mil y la realidad es que aunque en los últimos días el gobernador Gutierrez se ha dedicado a hacer muchos anuncios sobre la compra de respiradores, sobre la habilitación de nuevos espacios para la internación o con el ingreso de personal al sistema de salud, la realidad es que cuando hablamos del déficit del sistema de salud,  hablamos no solamente de la falta de camas o de aparatología, sino también y fundamentalmente, de la necesidad de incorporar personal especializado, que es un déficit que hay en todo el sistema de salud a nivel nacional, porque hablamos de la incorporación de enfermeros, médicos, que son un recurso escaso en todo el territorio, entonces la verdad es que estos anuncios terminan cayendo en un saco vacío porque hay una pata súper importante que falta, que es la del personal, que es un déficit estructural, que no es nuevo sino que lleva años y que responde a esto que venimos diciendo desde el inicio, que la pandemia lo que vino a hacer es dejar en evidencia y a profundizar las graves falencias que hay en los sistemas de salud y en el sistema de salud público con años de desfinanciamiento, con años de vaciamiento y con años también en donde los empresarios de la salud, aquellos dueños de clínicas, sanatorios y laboratorios han hecho un enorme negocio al calor de la salud y la enfermedad de la población”.

Katcoff se refirió también al pedido de voluntarixs que está haciendo el ejecutivo neuquino: “en estos últimos días sacaron un lineamiento, se presentó un plan de contingencia en donde lo que se hace es un llamamiento a todos los médicos y profesionales afines a la salud que se encuentren ya jubilados para que vuelvan a prestar servicios al sistema de salud, teniendo en cuenta la modalidad virtual y todas las tareas que se dan en el marco de esta pandemia, y también una convocatoria a todos aquellos que estén ocupando algún cargo público en los distintos poderes, tanto el poder judicial, el poder legislativo en sus distintas instancias, pero en realidad lo que nosotros sentimos es que, más allá de que por supuesto es necesario, viene a poner un parche a esto de que es un problema estructural, porque es recurso que durante todos estos años no se ha fomentado ni se han garantizado las condiciones de trabajo necesario para que de verdad en esta situación tan compleja y de crisis sanitaria se profundice ese déficit, entonces lo que denota de alguna manera es la falta de planificación en materia de salud para de verdad promover, por ejemplo, que en todas las universidades haya un ingreso irrestricto a las carreras afines a la medicina, o a medicina, enfermería, kinesiología” y dijo que es “un parche que llega tarde ante esta profundización de las problemáticas que surgen en el sistema de salud a consecuencia de la falta de personal como principal variable”.

Por otra parte, la trabajadora de salud también contó que “lejos de dar una respuesta a lo que los trabajadores y trabajadoras de salud venimos exigiendo, no solo desde el inicio de la pandemia sino históricamente, que tiene que ver con condiciones laborales acordes, que con la pandemia tomamos en nuestras manos las demandas de condiciones y de medidas de fondo para cuidar a los que cuidamos, lejos de dar una respuesta de eso, hoy a 6 meses de iniciada esta crisis sanitaria, o de profundización de esta crisis sanitaria en realidad, lo que vemos por parte del gobierno son dos cuestiones: por un lado perseguir, hostigar y amenazar, incluso iniciar procesos sumariales a trabajadores de la salud que se han puesto a la cabeza denuncias sobre cuáles son las condiciones en las que se está trabajando, como ocurrió con 3 enfermeros del hospital de Centenario, con un compañero delegado de choferes en el hospital Castro Rendón, con los compañeros y compañeras tercerizadas que además en el marco de esta pandemia son los que están trabajando en una absoluta precariedad, no solo sin garantías a sus derechos laborales sino también a sus condiciones concretas de trabajo, sin elementos de protección personal que les garantice la empresa ni el hospital, y, también, por otro lado, y hacia la población, intentando profundizar un discurso de responsabilidad individual en donde cada uno tiene que cuidarse sin ningún tipo de asunción en la responsabilidad que le compete como gobierno a la hora de garantizar derechos mínimos, como es el derecho al acceso a la salud, y lo que uno escucha permanentemente de parte del gobierno provincial son medidas que tienen que ver con la sanción, con las multas, con el incremento del dinero por el cual se multa a la población que ande sin barbijo y demás y que de alguna manera lo que se muestra como contradicción es que claramente esta pandemia no es para todos y para todas igual, porque por un lado vemos este tipo de sanciones que se despliegan sobre la población en general y por otro lado vimos la semana pasada la fiesta del Chapelco en donde este grupo de abogados, funcionarios del poder judicial, se mofaron de las medidas de distanciamiento social, entonces lo que hay es un fuerte componente de clase a la hora de tomar medidas que pretendan de alguna manera palear esta situación sanitaria”.

Escuchá la nota completa:

 

Etiquetado como:

Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Emisión radio RNMA

La comunicación no es mercancia

Canción actual

Título

Artista

Radios RNMA

Background